Ortopedia Deportiva

Ruptura del Mango Rotador

Un tendón es una banda gruesa de tejido que une a un músculo con el hueso. Se le llama Mango o Rotador o Manguito Rotador a un grupo de tendones de 4 músculos que están en la parte profunda del hombro, que se encargan de la movilidad fina de este (el supraespinoso, infraespinoso, subescapular y redondo menor).

¿Cómo ocurre una ruptura del Manguito Rotador?

            Una lesión del Manguito de los Rotadores puede ocurrir como consecuencia de una caída, por el levantamiento de objetos pesados,  por  desgaste,  por uso repetitivo de la mano por arriba de la cabeza en actividades deportivas (pitchers, tenistas, volleybolistas, lanzadores, etc.) o en actividades de la vida diaria (pintores, peluqueros, etc.).  El pellizcamiento de los tendones en el espacio tan reducido por el que pasan, es un factor que puede  contribuir a su inflamación y ruptura. También el mango rotador se degenera por un proceso de envejecimiento, de manera que conforme aumenta la edad, hay más posibilidad de tener una lesión de estas.

¿Cuáles son los síntomas de una ruptura del Mango Rotador?

            Lo más frecuente es dolor en hombro y brazo, sensación de debilidad, dificultad para hacer actividades a nivel de la cabeza (peinarse, por ejemplo) y dolor al dormir del lado del hombro afectado.

¿Cómo se diagnostica una lesión del Manguito Rotador?

Hay pruebas especiales que el ortopedista debe conocer para orientarse hacia este tipo de lesiones. Generalmente tocar el punto donde pasa el tendón, molesta. También se puede evaluar la diferencia de fuerza entre ambos brazos en los movimientos específicos que realiza el Mango. Muy probablemente se te solicite un Ultrasonido o una Resonancia Magnética del hombro para confirmar su diagnóstico. Al hacer el diagnóstico de una lesión del Mango Rotador, es muy importante cuantificar el tamaño de la lesión y la degeneración del tendón, para tener una idea de si se puede reparar o no. Las lesiones más grandes, llamadas “Lesiones Masivas” que involucran varios tendones, están retraídas, tienen alto contenido de grasa y no se mueven, a veces no son reparables.

¿Cómo se tratan las lesiones del Mango Rotador?

Si el tendón solo está inflamado se puede tratar con terapia física o incluso una inyección dentro de tu hombro. Si se confirma la ruptura del tendón, probablemente vale la pena repararla. Muchas de estas lesiones tienden a aumentar en tamaño con el tiempo como consecuencia de la tensión que tienen y esto puede llevarte a la larga a un desgaste de tu hombro. Solo en pacientes mayores (70-80 años), con un tendón muy degenerado y datos de desgaste de la articulación, reparar el tendón no es la mejor idea. Muy frecuentemente estos pacientes tienen además lastimado el bíceps por la misma fricción. En estos casos hay muchos otros tratamientos que se pueden ofrecer, como infiltraciones, terapia física, una “limpieza” por artroscopia del hombro y quitarle la tensión al bíceps.  Si además hay datos de pinzamiento, se le puede abrir espacio para que no pellizque y  abrir la articulación acromioclavicular que también juega un papel importante en el fenómeno de pinzamiento. La reparación del Mango se puede hacer mediante una cirugía abierta, pero la gran mayoría de las lesiones se pueden tratar mejor por artroscopia, la cual ofrece muchas ventajas para acelerar la rehabilitación y limitar el dolor, además de que es cosméticamente más agradable. Utilizamos unos “tornillos” cargados con suturas para fijar el mango en su lugar (Anclas). En artroscopia, este procedimiento es de los que requieren una curva de aprendizaje más amplia. ¡¡Cuidado!!. En México, la artroscopia de hombro está en pañales. No es un procedimiento que pueda hacer cualquier ortopedista.

¿Cómo es la rehabilitación?

Si el tendón se reparó,  tendrás que estar de 4 a 6 semanas con un inmovilizador de hombro. Si la fijación fue adecuada, generalmente puedes empezar con movimientos leves supervisados inmediatamente, para que no se te complique con un hombro rígido.

¿Qué pasa si no me atiendo de esto?

Las lesiones del mango rotador crónicas te pueden llevar a una “artropatía subacromial” que quiere decir, desgaste prematuro del hombro con dolor y limitación del movimiento para lo cual la solución probablemente sería una prótesis de hombro.

mango reparado

Reparación artroscópica del Mango Rotador: Del lado izquierdo se encuentra una ruptura pequeña. Del lado derecho ya está fija con una sola ancla con dos suturas.


El mango rotador son 4 músculos que se encargan de la movilidad fina del hombro. Aquí se muestran 3 de ellos: Supraespinoso (SE), Infraespinoso (IE) y Redondo Menor (RM).


En una lesión del mango, el tendón se desinserta del hueso.


Así se ve una Lesión Masiva del mango por artroscopia.


Anclas: Son tornillos de metal o de materiales absorbibles cargadas con suturas. Se usan para fijar el tendón en su lugar.