Acerca del Dr. Luis Sierra Ortopedia Deportiva
Acerca del Dr. Luis Sierra
correo Canal de You Tube
inicio Informacion Enlaces de interes contacto

Lesión de Ligamento Cruzado Anterior:

¿Qué es el Ligamento Cruzado Anterior?

            Es una banda de tejido muy fuerte que se localiza en el interior de la rodilla y une a la tibia con el fémur, formando uno de los 4 ligamentos mayores de esta articulación. Se encarga de estabilizarla evitando el deslizamiento de la tibia hacia delante y la rotación de esta hacia dentro.

¿Cómo se rompe el Ligamento Cruzado Anterior?

            Lo más frecuente es que se rompa al hacer deportes de contacto, especialmente cuando hay algún golpe directo sobre la rodilla o cuando esta se somete a un estrés excesivo que abre la articulación del lado de adentro. También puede romperse sin que recibas un golpe, con un simple giro (pivoteo, corte o cambio de dirección) con el pie anclado al piso o al saltar y caer mal.

¿Qué pasa si se rompe el ligamento cruzado anterior?

            Inicialmente, la rodilla se inflama muchísimo y duele. No es raro oír o sentir un “chasquido” dentro de la rodilla. El tratamiento inicial siempre tiene que ser RICE. A veces ni siquiera vale la pena inmovilizar. ¡Cuidado!: Operar un ligamento cruzado en los primeros días de la lesión aumenta el riesgo de complicaciones, especialmente rigidez de la rodilla. Está demostrado que es mejor dejar que la rodilla “se enfríe y se rehabilite”. Una reconstrucción de Ligamento Cruzado Anterior aislada NO ES UNA URGENCIA.

             La ruptura del ligamento cruzado anterior generalmente  produce inestabilidad en la rodilla (se siente floja o baila). Esta inestabilidad puede sentirse durante el deporte, o incluso con actividades leves de la vida diaria. La inestabilidad puede producir  inflamación y dolor, así como un riesgo aumentado de desgaste prematuro en la rodilla. El problema es que al no estar el ligamento cruzado anterior, otras estructuras como los meniscos toman el papel para estabilizar la rodilla, y como no están diseñados para eso, pueden terminar por romperse, eliminando la amortiguación de tu rodilla, aumentando las cargas y llevándote al desgaste prematuro. Un ligamento roto parcialmente puede dejarse como tal y observarse. Una ruptura completa no cicatriza sola, porque los muñones se retraen.  Las consideraciones para saber si eres candidato a reconstruir el ligamento son como sigue: 1.– Si la rodilla se siente inestable con las actividades de la vida diaria, hay que reconstruirlo. 2.- Si solo la sientes inestable al hacer tu deporte, pero no en tu vida diaria, tienes dos opciones: o cambiar de deporte, o reconstruirlo para seguir realizando tu actividad física. 3.- Si nunca la sientes inestable, probablemente no necesitas la reconstrucción.

¿Cómo se reconstruye el ligamento cruzado anterior?

            Un ligamento se reconstruye tomando tendones de tu misma rodilla, o utilizando tendones de cadáver  que funcionan como un injerto.  Se hacen túneles tanto en el fémur como en la tibia para pasar el injerto a través de ellos y se fijan a ambos huesos con sistemas de fijación especialmente diseñados.

¿Cuánto me va a tomar la recuperación?

            Normalmente sales caminando al otro día del hospital, apoyando tu pierna operada, auxiliado con muletas para más seguridad (a menos que se le haya hecho una reparación meniscal o un tratamiento en el cartílago, en el que tendrías que quedarte sin apoyar de 3-4 semanas). A veces es necesario usar un movilizador de rodilla (un aparato que te dobla y extiende la rodilla) por unos 3 días. Una buena terapia física es muy útil para lograr una recuperación más rápida. Si todo salió bien, en 2-3 semanas debes estar caminando sin muletas. La velocidad de la rehabilitación depende del tipo de injerto que se use para reconstruir tu ligamento. Lo primero que se busca ganar es que extiendas completo, después, progresivamente vas doblando tu rodilla. Generalmente para regresar a hacer ejercicios con fuerza, se requieren 3 meses. En 4-6 meses puedes regresar a hacer deportes de contacto. Si la fijación no resultó tan firme, puede valer la pena modificar estos tiempos para proteger la reconstrucción.

¿En qué decisión puedo yo tomar parte?

            1.– En elegir el tipo de injerto. Básicamente hay dos tipos más utilizados: El Autoinjerto (tendones tomados de tu misma rodilla) o el Aloinjerto (tendón de cadáver). Generalmente el Autoinjerto se prefiere en pacientes menores de 40 años, activos. Los más usados son el tercio central del tendón patelar (HTH) y los tendones de los músculos Semitendinoso y Gracilis (STG) El HTH es el que se integra más rápido (6 semanas). Sus desventajas: más problemático de tomar, altera “el aparato extensor de la rodilla”, requiere de una incisión más grande y puede dar dolor anterior de rodilla y dificultad para hincarse, así como más riesgo de causar problemas de sensibilidad en una parte de la pierna. Es más usado para atletas de contacto y profesionales y en corredores de velocidad. El STG es más fácil de tomar, requiere de una herida más pequeña, y no altera el aparato extensor. Su principal desventaja es que como son músculos que flexionan la rodilla, su toma produce una pérdida de fuerza para flexionar la rodilla de un 10% y requiere cuidarlo por lo menos 3 meses para que se integre. La tendencia actual es a usar este injerto más en el resto de los atletas y pacientes que no son de contacto o corredores de velocidad.   

            Los Aloinjertos tienen la desventaja del riesgo remoto de transmisión de enfermedades infecciosas como VIH y Hepatitis (aunque no se ha reportado un caso en el mundo desde 1985)  y más importante aún...siempre está la duda de la calidad del tejido y esto va en base a  quién es el donador. Está muy bien si te ponen uno de alguien de tu edad, pero…¿y si te toca de un donador de 60-70 años? Tu cirujano tiene que saber de dónde viene ese injerto y el proceso al que ha sido sometido. También con el aloinjerto la rehabilitación es más lenta, porque se tarda más en integrarse al hueso. Cuando tienes más de 40 años, tienes rotos varios ligamentos o te vas a re-operar, los aloinjertos son una muy buena opción, para no lastimar demasiado tu rodilla.
            2.– En elegir el cirujano:  Está demostrado que la tasa de éxito y la disminución del índice de complicaciones va en función proporcional al número de reconstrucciones que hace el cirujano por año. Es bien importante saber dónde poner los túneles para hacer la reconstrucción. Si se ponen mal, tu injerto puede fallar aunque la fijación sea buena y darte inestabilidad persistente. No te la juegues. Hazlo con alguien que lo sepa hacer, que esté actualizado en este tema, que esté evolucionando...y que haga MUCHAS.

 

video LCA youtube Video: En este video te explico todo lo relacionado a las lesiones del Ligamento Cruzado Anterior (dura 19:53)

 

LCA cadaver
Ligamento Cruzado Anterior. Es uno de los estabilizadores más importantes de la rodilla.

 

futbol americano
Este es uno de los mecanismos más frecuentes con los que se lesiona este ligamento.

 

HTH
HTH: tercio central del tendón patelar. Tiene dos pastillas de hueso de la patela y de la tibia.

 

STG
STG: tendones del Semitendinoso y Gracilis cortados y doblados.

 


Reconstrucción a través de túneles por donde se pasa el injerto y se fija con sistemas especiales.

 

artros LCA
Vista artroscópica final con el injerto ya pasado por los túneles.

 


Puente de Piedra 150-202, Torre 1 Colonia: Toriello Guerra, C.P. 14050 Tlalpan, Distrito Federal, México.
Teléfonos: 56-06-49-18, 56-06-41-67, 5424-7200 (Ext. 2201).
Correo electrónico: luis_sierra@ortopediadeportiva.com.mx